Lo psicólogo de la escuela se convierte en un recurso y una herramienta hacia una transformación real que implica la maduración de una mentalidad diferente, es decir, de una forma diferente de ver y afrontar los problemas.

Abraham B. Yehoshuna, escritor y profesor de literatura en la Universidad de Haifa, escribió estas palabras en 'Cartas a un maestro':



La importancia de la docencia como figura educativa no depende del sistema escolar sino de la capacidad del mismo para despertar las conciencias de los alumnos sobre cuestiones morales.

Estas palabras son útiles para comprender mejor el significado de la presencia del psicólogo de la escuela y el valor de su trabajo.

Relaciones interpersonales entre pupitres escolares

El recuerdo va a figuras que ejercieron con su profesionalismo, pasión y competencia, transmitiendo a sus alumnos aprendizajes preciosos y mensajes relacionales, afectivos y vivenciales que en muchas ocasiones se mantuvieron más o menos efectivos a lo largo de su vida.

Anuncio El espacio de la lección se convirtió en un “contenedor” (Bion, 1962) para un aprendizaje que no terminaba en el mero nocionismo sino que abrazó la realidad y la vida de todos.

criterios de diagnóstico del autismo dsm 5

El período escolar se vive como un período formativo no solo en la adquisición de nociones que es “conocimiento académico” sino un espacio personal donde “aprender a pensar”. En este espacio, la relación con el otro se convierte en un recurso y herramienta indispensable para la construcción de personalidad individual y para la formación de habilidades de socialización.

En todo proceso formativo-educativo, la adquisición de nuevos contenidos es filtrada por la relación con el otro, que guía y orienta al niño en su crecimiento no solo intelectual sino también emocional-afectivo.

La posibilidad de construir buenas relaciones tanto en la escuela como en cualquier contexto laboral, se basa en procesos que requieren crecimiento personal o trabajo psicológico sobre uno mismo. Estas consideraciones cobran importancia en el contexto político-social actual, ya que la escuela ha sido sometida a numerosos cambios, en nombre de la autonomía didáctica y organizativa de las instituciones individuales (ley n. 59 15/03/1997) y la denominada 'Buena Escuela '(ley n. 107 14/01/2017) que prevé el fortalecimiento de la alternancia escuela-trabajo, garantizando el derecho al estudio y al crecimiento personal.

La variedad de nuevas reglas lleva cada vez más la atención a desarrollar no solo una mayor conciencia de la complejidad de la tarea educativa, sino también una gran y consciente disposición al cambio, que permite adaptar las intervenciones a las necesidades formativas.

El papel del psicólogo escolar

Lo psicólogo de la escuela se convierte en recurso y herramienta, para implementar el apoyo y seguimiento de este proceso, que no aparece como un cambio de gestión a nivel legislativo, sino como una transformación real que implica la maduración de una mentalidad diferente, es decir, de una manera diferente para ver y tratar los problemas.

creer en la autoestima

En los últimos años ha habido una necesidad creciente por parte de la Escuela de intervenciones de Psicología escolar . Estas intervenciones están representadas tanto por la oferta de asesoramiento psicológico individual para todas las figuras que trabajan dentro de la escuela: profesores, alumnos, padres; y de actividades diseñadas para el grupo de clase.

La intervención del psicólogo de la escuela es una herramienta que las escuelas pueden utilizar para desarrollar la eficiencia en el logro de sus metas educativas, promoviendo la promoción del bienestar en el contexto escolar.

ansiedad y pensamientos extraños

La metodología más adecuada y extendida es la educación socio-afectiva, orientada al fortalecimiento y desarrollo de los recursos personales y la adquisición de habilidades sociales (Francescato y Putton 1995).

Anuncio En el contexto escolar se refiere a aquella parte del proceso psicoeducativo que se ocupa de las actitudes, sentimientos, creencias y emociones de los estudiantes. Implica la atención al desarrollo personal y social de los estudiantes y la promoción de su autoestima, enfatizando la importancia de ofrecer apoyo y orientación a los estudiantes, mejorando el autoconocimiento y su grupo de clase. La educación socio-afectiva es una intervención que facilita la comunicación entre los miembros, promoviendo comportamientos colaborativos, solidarios, respeto mutuo, reconocimiento y aceptación de las diferencias.

También se utiliza para la formación del profesorado, por ejemplo a través del 'método Gordon', que tiene como objetivo fomentar una relación eficaz entre profesor y alumno.

Otro método de educación socio-afectiva es el 'tiempo en círculo', utilizado con los alumnos en las aulas. Se trata de una intervención grupal, destinada a fomentar la relación entre los miembros del grupo de clase y su conocimiento mutuo.

Las principales funciones del psicólogo de la escuela , a través de la educación socio-afectiva, son:

  • Promover el bienestar psicofísico de estudiantes y profesores;
  • Promover la motivación y la confianza en sí mismos de los estudiantes;
  • Construir un momento de calificación para la prevención del malestar del desarrollo y la deserción escolar;
  • Promover el proceso de orientación;
  • Promover la cooperación entre la escuela y las familias;
  • Constituir una oportunidad para lograr la igualdad de oportunidades educativas.

Generalmente, las intervenciones propuestas bajo el psicologia escolar ellos pueden ser:

  • Mesa de escucha psicológica con entrevistas individuales para niños, profesores y familias. La mesa de escucha es un espacio donde diferentes usuarios pueden expresar sus experiencias con total libertad; es un espacio en el que se propone la entrevista de consejería, que es un tipo de intervención psicológica de corta duración dirigida a personas que no presentan situaciones psicopatológicas graves.
  • Orientación escolar. El objetivo está relacionado con la elección del camino escolar a seguir después del octavo grado que a menudo se ve como un problema muy complejo. Durante este período de su vida, los niños deben tomar una decisión importante sobre su futuro académico / profesional. En la 'elección' entran en juego numerosos y diferentes factores externos o sociales (situación económica, evolución del mercado laboral, influencia de la familia y los medios de comunicación) e internos o psicológicos (intereses, actitudes, motivación, características de personalidad) que están estrechamente relacionados Entre ellos. De ahí la necesidad de ofrecer a los jóvenes, que se encuentran ante el problema de la elección de una trayectoria escolar / profesional, un apoyo de orientación orientado a dotarles de aquellas herramientas cognitivas, emocionales y relacionales que les permitan 'autoorientarse' y por tanto, decidir el camino más adecuado para alcanzar las metas educativas o profesionales que se han marcado. La intervención del psicólogo de la escuela prevé el uso de pruebas de entrevista y orientación que proporcionan al niño un conocimiento más profundo de sí mismo, de sus propios límites y potencialidades; y acompañar y apoyar al niño y la familia en el proceso de toma de decisiones para elegir una escuela secundaria.
  • Cursos de formación para padres y profesores relacionados con diversos temas de carácter pedagógico-psicológico, como el análisis en profundidad de la dinámica psicológica del preadolescente y adolescente, la gestión de la relación educativa, aspectos comunicativos, etc.