Un equipo de investigadores de Harpur College Binghamton University ha estudiado cómo la puntuación contenida en los mensajes de texto afecta el significado que atribuimos al mensaje recibido.



Los 126 estudiantes reclutados para el experimento tuvieron que leer una serie de conversaciones en forma de mensajes de texto o notas escritas a mano. En las 16 conversaciones, el mensaje del remitente contenía una declaración seguida de una invitación formulada como una pregunta (por ejemplo,Anna me dio sus entradas para el teatro. ¿Quieres venir?). La respuesta del destinatario fue una sola palabra afirmativa (ok claro ok).





Anuncio Había dos versiones de cada intercambio: una en la que la respuesta terminaba con un punto y otra en la que no tenía puntuación. Según las respuestas de los participantes, los mensajes de texto que terminan con un punto se calificaron como menos sinceros que los que no lo tenían. Los textos escritos a mano, por otro lado, no se vieron afectados por esta diferencia.

En algunos seguimientos más recientes, el equipo también encontró que una respuesta de texto con un signo de exclamación se interpreta como más sincera. Aunque faltaban la mayoría de las señales sociales y contextuales, la sinceridad de los mensajes cortos se evaluó de manera diferente según la presencia o ausencia de puntuación.

Según los investigadores, estos resultados indican que la puntuación influye en el significado percibido de los mensajes de texto y es utilizada por quienes intercambian mensajes para transmitir emociones y otra información pragmática y social.

La capacidad humana para comunicar información compleja y utilizar matices en las conversaciones no se ha rendido ante el formato aséptico de los mensajes de texto, sino que ha buscado formas alternativas, aunque todavía inexactas y a menudo ambiguas, de transmitir los mismos tipos de información. .