Una investigación reciente realizada por el GDL Nacional de Psicología Escolar (2018) muestra que una de las mayores dificultades a las que se enfrentan los docentes es el manejo de alumnos con necesidades educativas especiales o dificultades de aprendizaje (13,6%).

Francesca Rendine



Anuncio Una dificultad escolar, una necesidad educativa especial no reconocida o una discapacidad de aprendizaje no detectado, implica para el niño experimentando continuos 'fracasos escolares' que inducen una experiencia general de desmotivación. Por tanto, un proceso de aprendizaje para ser definido como 'bueno' no puede mirar exclusivamente a la nota final, ya que está vinculado no solo a factores cognitivos, sino también a factores emocionales y motivacionales, dependiendo tanto del resultado de la actuación como de la relación que se establezca entre los profesor y alumnos.

diagrama del cuerpo humano

Entonces, ¿qué sucede con estos procesos y las variables involucradas cuando un alumno experimenta dificultad o incapacidad para alcanzar una meta didáctica?

Aprendizaje y motivación

Aunque el elemento 'visible' sigue siendo la disminución del rendimiento y, por lo tanto, una calificación insuficiente, experimenta una fracaso de forma prolongada y repetida en el tiempo, puede conducir al desarrollo de una idea negativa de uno mismo en el ámbito escolar.

deja de pensar en ella

La existencia de múltiples métodos de aprendizaje y la implicación de factores emocionales - motivacionales, nos explican cuán diversificadas pueden ser las estrategias que podemos utilizar para aprender. La investigación que condujo a la conceptualización del modelo de Borkowsky y colegas (1990) explican la existencia de un vínculo entre las estrategias de aprendizaje, los estados motivacionales personales y el autoconocimiento. La combinación de un estado motivacional personal y el grado de autoconocimiento generan una forma específica de realizar un servicio, que es un camino único de selección, uso y seguimiento de una estrategia. Allí motivación que acompaña este camino remite a una doble dimensión: intrínseca y extrínseca.

La primera dimensión se explica por el vínculo entre la retroalimentación obtenida de la actuación (sea positiva o negativa) y el consiguiente modelado de los estados de motivación, que determinan una variación en el nivel de competencia para saber reconocer y elegir una estrategia adecuada para la tarea.

La segunda dimensión, que es la extrínseca, coloca en los procesos de aprendizaje, como 'antídoto' a la desmotivación escolar, un buen relación profesor-alumno .

Se podría decir que una relación es buena cuando quieres enriquecerte con ella, estás motivado para realizarla y vivirla cada vez más, y cuando, a través de ella, eres capaz de construir niveles de desarrollo más altos y deseables, en nosotros y en el otros.(Le Guide Erickson)

La relación profesor-alumno con SLD

¿Cómo es posible construir uno bueno? relación entre el profesor y el alumno que presenta dificultades en el aprendizaje?

  • Al atribuir un valor positivo al alumno y reconocer su valor independientemente de su nivel de aprendizaje . En este aspecto está implícito un reconocimiento de la persona incluso antes del papel de alumno;
  • Ofreciendo una escucha activa y, por tanto, prestando una profunda atención a su funcionamiento específico, especialmente en presencia de necesidades educativas especiales. Esta posibilidad permite al docente no 'culpar' de las dificultades relacionadas con el aprendizaje, sino poder observarlas en términos de necesidades específicas;
  • Actuando de forma proactiva, es decir, como un guía que tiene un plan de acción, con objetivos específicos, diseñado para y con el alumno y que por tanto lleva consigo expectativas positivas de logro.

Anuncio La atribución de valor a la persona, la posibilidad de recibir una escucha activa y la proactividad generan un buena relación , en el que recíprocamente, el alumno y el profesor se sienten percibidos respectivamente en sus necesidades y en su capacidad para captarlas. Ser capaz de cuidar los aspectos relacionales en el ámbito escolar nos permite construir un factor protector, para los alumnos con todo tipo de dificultades de aprendizaje y al mismo tiempo para el docente, quien será capaz de reconocer en la diversidad de las formas de aprendizaje de sus alumnos un siempre una nueva oportunidad de 'experimentar' y 'experimentar'. Es en esta 'ocasión' que el aprendizaje se abre paso a pesar de la desmotivación escolar.

La acción proactiva busca mejorar la autoestima del alumno y también la del profesor. Si la acción va bien, aumenta la autoestima y con ella la autoeficacia, la motivación intrínseca, la curiosidad y los intereses, la búsqueda de metas nuevas y más avanzadas.(Le Guide Erickson)

dsm 5 italiano en línea